link: https://www.youtube.com/watch?v=UR7TOPz1igw


Los niños son criaturas llenas de inocencia. Los actos de los infantes están llenos de bondad y una ignorancia enternecedora, la cual a medida van creciendo, van perdiendo poco a poco. Es difícil encontrar una manera en que un niño pueda representar una amenaza para nosotros.

Son bien conocidos los niños que sobresaltan por su elevado nivel de conciencia y amor al prójimo como son los niños Índigo o Cristal. Pero en esta ocasión no hablare de ellos. En este video te traigo lo que para muchos puede ser una de las experiencias más aterradoras, un encuentro capaz de aterrorizarte al punto de la desesperación.

Es por eso que para el siguiente tema muchos investigadores han concluido que no se tratan de niños en su totalidad. Te invito a ver, Los niños BEK.

Los niños BEK (Black Eyed Kids por su sigla en Inglés) son niños que según relatos de testigos se aparecen en tu hogar en la noche, todo es normal, tu puerta suena como cualquier visita y ves a un niño parado frente a ti, luego de un silencio ínfimo pero lo suficientemente sepulcral como para inquietarte comienza a hablarte, te piden cosas como que le des comida o agua. La sensación que estos niños transmiten es horrorosa, muy inquietante y con unas pinceladas de maldad. Su forma de hablar es muy extraña y repetitiva, como si hubiesen memorizado frases predeterminadas para poder comunicarse contigo. Se puede sentir una maldad en sus peticiones.

Posterior a esto te pedirán encarecidamente y elevando el nivel de insistencia ingresar a tu hogar o el lugar donde te encuentres, en ti crecerá una sensación de temor y querrás negarte. Lentamente estos niños comienzan a convencerte de que pueden entrar, como si estuvieses bajo el efecto de alguna droga te das cuenta que empiezas a ceder a sus palabras, hasta que cometes el error más grande. Haces contacto visual cara a cara con ellos, nada te hubiese preparado para ver lo que estas apunto de descubrir. Unos ojos negros, no solo la pupila, sino que todo el globo ocular. Ojos demoniacos, como sus mismas intenciones. El pavor es tan grande que despiertas de aquel estado y cierras la puerta o corres para luego darte cuenta que no hay nadie donde los dejaste.

Los testigos relatan que así como cuando nuestros hermanos menores, hijos, sobrinos o algún otro familiar de corta edad se te acerca y sabes de inmediato que tiene alguna intención traviesa o quiere pedirte algo, estos niños te hacen sentir de inmediato una angustia horrible, como si fueran verdaderos delincuentes intimidándote, solo que en este caso sus ojos negros y su aura maligna te hacen sentir que estas en presencia de un demonio que quiere entrar en ti y causar estragos.

Esa necesidad que los BEKs tienen de que les des permiso de entrar a tu hogar y utilizar el teléfono o alguna cosa que ellos te pidan hace pensar que se tratan de demonios, ya que estos necesitan un espacio de vulnerabilidad para ingresar. Otros hablan de que serían híbridos extraterrestres que buscan de alguna forma adentrarse entre nosotros.

Lo único cierto es que son casos que poco a poco comienzan a estar mejor documentados, se encuentran en un lugar entre la ufología y la demonología y a medida pase el tiempo se conocerán más y mejores casos de apariciones de estos niños misteriosos, y quien sabe, tal vez tu esta noche te encuentres con un niño en la puerta de tu hogar y serás parte de esta creciente lista de verdaderas víctimas del horror de los niños de ojos negros. ¿Lo dejarías entrar?