Identificaron los restos de un niño desaparecido hace 27 años


Un día desapareció y lo encontraron 27 años después.



Estados Unidos. Se trata de los restos de Jacob Wetterling, un niño que desapareció a los 11 años. Su caso fue un emblema de la lucha contra el abuso de menores.

Un hombre enmascarado se llevó a Jacob Wetterling hace 27 años y nunca más se supo nada de él, ese fue el dato que otros tres niños que lo acompañaban dieron a los padres de Jacob y a la Policía en 1989.

Nada se supo hasta esta semana, cuando forenses identificaron los restos del desaparecido, hallados gracias a la confesión de un pedófilo del que no trascendieron muchos datos aún por el hermetismo de la investigación.

"El médico forense del condado de Ramsey y un odontólogo forense identificaron hoy los restos de Wetterling", se indicó en el comunicado difundido el sábado por la oficina del alguacil del condado de Stearns.



misterio



El secuestro del niño de 11 años de edad, en 1989, llevó a la promulgación de la Ley Wetterling en 1994, que exige a los estados establecer y mantener registros de delincuentes sexuales.

Jacob, sus dos hermanos y un amigo volvían a casa, en St Joseph, desde una tienda. Iban en sus bicicletas y en una patineta cuando un hombre, que llevaba una media como máscara y una pistola, se acercó.

Le preguntó a los chicos sus edades, agarró a Jacob y les dijo a los otros que corrieran hacia el bosque y que si no lo hacían, les dispararía, relató el padre de Jacob, narrando lo que sus hijos le dijeron a la Policía.

Desde entonces, no se había encontrado ningún rastro de Jacob y no se había hecho ningún arresto en el caso.

Según WCCO y el diario Minneapolis Star Tribune, Daniel Heinrich, un sospechoso en un caso de pornografía infantil, proporcionó información que condujo al FBI a los restos, que están analizando con pruebas de ADN.

Patty Wetterling, la madre de Jacob, siempre mantuvo la esperanza de que pudiera ser hallado con vida y se convirtió en una defensora de los derechos de los niños, fundando una organización que se dedica a ayudar a las familias y a las comunidades a luchar contra el abuso a nenes: el Centro de Recusos Jacob Wetterling.