Los inversores estarán exentos del impuesto a las ganancias

El desembarco se dio a través del fideicomiso financiero InvertFilm I que será lanzado en la última semana de febrero en oferta pública por un joint venture de cinco empresas cinematográficas de primera línea nucleadas bajo el nombre de Cine.ar y colocado por Cohen Sociedad de Bolsa.

Tendrá por objetivo conseguir $5 millones para financiar dos películas cuyos guiones han sido los ganadores de un concurso organizado por Cine.ar y el INCAA y para los inversores que se animen habrá recompensa: con un cálculo de 200.000 espectadores por filme, se estima una ganancia de 25 por ciento. Por ejemplo, Iluminados por el fuego logró 328.000 espectadores en el 2005 y fue la quinta más exitosa de ese año.

Semejanza

Copiado del modelo norteamericano donde bancos de inversión como Merrill Lynch financian a diario producciones que hacen aparecer en pantalla al propio 007 James Bond, Alta Definición Argentina (provee servicios), BDCine (la productora principal), Cinecolor Argentina (posproducción), Distribución Company Argentina (distribución) y Filmsuez (marketing y lanzamiento) han unido sus esfuerzos.

?El objetivo será servir de nexo entre inversores y productores y así cumplir con un doble propósito: por un lado ayudar a que la industria cinematográfica refuerce su tendencia de crecimiento, y por otro, que esa ayuda represente un buen negocio que garantice las próximas colocaciones?, sostuvo Agustín Bahl, gerente de Finanzas Corporativas de Cohen.

De la misma firma, Joaquín Marque, responsable de la colocación, destacó que ?los inversores que se hagan de los certificados de participación estarán exentos del Impuesto a las Ganancias?.

Daniel Botti, apoderado de Cine.ar, refuerza la idea: ?Lo importante para el inversor es que las empresas que contribuyen al fideicomiso son compañías que ya ganan dinero por lo que hacen?.

Pero la novedad corre por el lado financiero. Hasta el momento, según comentan los responsables, los subsidios y los inversores privados han sido los que han financiado las películas que se estrenan mes a mes. Incluso en algunos casos, entidades como el Banco de Chubut han financiando películas como la taquillera Cenizas del Paraíso. Pero hasta el momento, se trataba de inversores privados, nunca convocados mediante un instrumento de oferta pública que cotiza en Bolsa.